Blogia
feranza

Desde lejos, te quiero

Es la presencia que se viste de negro para que no nos veamos. Pero sigo estando allí, en esos rincones de tu casa, en tu cuarto y en tu cama, cuando duermes. Sigo estando allí en mis pupilas brillantes, picantes cuando las baña una lágrima y también, cuando te nombro, recordándote cada momento, cuando hablo, sales tú como de una fuente. Sales y te colocas juguetón en cada calle, buscando un rincón, una plaza, un objeto o bien, agachándote para coger algo simple: la piedra, el palo, algo.

Me enseñas lo que es verdaderamente sencillo, lo que es estar en el juego y bañarte de él, como de la vida, como sé que es la vida ahora y te sigo: juego y curiosidad. Como eres tú así , como yo te quiero y me veo. Espejo soy de mi padre y de tí. Entre ellos estoy como un puente. Tú en una orilla, él, en la otra. Y yo en medio como el agua, como el puente, su espejo. Vivo en otro lugar, sí, por qué no voy a decirlo, lejos de tí, pero ahora, si me preguntan, solo hablaré de tí,porque estás muy dentro. Solo te nombraré como a un sol, como lo más grande que me cubre, como esa luz que sabemos que nos ilumina pero que no conseguimos verla. Luz y puente, la otra orilla, allí estás tú, rozándome en cada momento, con tu ribera, con mi paso, la noche, el día. Si me preguntan, y aún sin preguntarme, hablo siempre de tí, porque estás bien dentro, bien seguro dentro de mí, aunque sé que eres libre, eres tú y nunca voy a dejar que no lo seas.

Te quiero, mi niño. Badajoz, en mi casa,. Juan Bautista Cámara. 6 de febrero de 2012

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres